Características de la Mediación

 

La mediación es un proceso:

 

VOLUNTARIO: Las personas deben acudir de manera voluntaria.

 

CONFIDENCIAL: La información obtenida en mediación no puede ser utilizada como medio de prueba en juicios posteriores, respetándose en todo momento el secreto profesional.

 

IMPARCIAL Y NEUTRAL: La persona mediadora no toma parte por nadie durante el proceso, ayuda por igual a las partes para que éstas generen un acuerdo.

 

PERSONAL: Deben acudir las personas interesadas en el proceso.

 

FLEXIBLE: Se adapta en todo momento a las personas o situaciones que se estén mediando.

Facilitamos la comunicación entre las partes enfrentadas, en la búsqueda de alternativas posibles de solución.